Nuestras clases

La Escuela de Yoga Sutratma es un espacio pensado y creado para encontrarte contigo mismo. Impartimos clases de hatha yoga, yoga infantil, yoga prenatal y una vez al mes hacemos yoga en familia. También impartimos clases de relajación y meditación cada viernes, y hemos añadido pilates dentro de la actividades de la Escuela. Puedes venir a probar cualquiera de las actividades dentro de los horarios que tenemos.

Hatha yoga

Las clases de hatha yoga son dirigidas a todo el mundo, no necesitas tener ninguna preparación física especial, sólo buena actitud y disposición para adentrarte en tu interior a través de las asanas. Las clases se componen principalmente de tres partes: primeramente se hacen técnicas de respiración, que te ayudarán a equilibrar tu cuerpo y tus emociones, y te preparan para la clase que vas a recibir; después, realizarás una serie de asanas o posturas, con las que podrás trabajar el equilibrio, la fuerza, la flexibilidad, pero no sólo de una manera física sino también mental, y al final de la clase se hace una relajación consciente, con la que podrás integrar todo el trabajo realizado durante la clase.

Puedes probar una clase en cualquiera de los horarios que tenemos, ya sea de mañana o de tarde, y no hay niveles, puesto que es el propio alumno el que pone el nivel a la clase que recibe.


Relajación – Meditación

Las clases de relajación-meditación se componen de dos partes, primeramente se hace un relajación consciente, con la que tanto tu cuerpo como tu mente se van a centrar en el presente y te va a preparar para hacer una mejor práctica de meditación. En la segunda parte de la clase se hará una pequeña práctica de meditación, utilizando técnicas sencillas, fáciles de llevar a cabo tanto en la escuela como en tu casa. Estas clases van dirigidas a aquellos que quieran conocerse un poco más, personas que quieran adentrarse en su mundo interior, para conectar consigo mismo e ir profundizando a medida que se va avanzando en la práctica.

La meditación te ayudará a calmar tu mente de pensamientos, te aportará calma y lucidez a la hora de afrontar situaciones complicadas. Además, te ayudará a darte cuenta de esos patrones que nos controlan de manera inconsciente y, sobre todo, la oportunidad de poder cambiarlos, para así también cambiar tu vida. Si tu mente cambia, tú cambias, y si tú cambias, todo tu mundo cambia.


Yoga en Familia

La idea de las clases de yoga en familia es que sea un espacio en el que tanto grandes como pequeños puedan interactuar todos al mismo nivel, de una forma sana y divertida. Se harán juegos y prácticas de yoga conjuntas entre todos, fomentando el compañerismo, la generosidad y el respeto entre los participantes.

Puedes venir con tu hijo, tu sobrino o incluso tu nieto, para compartir unos bonitos momentos junto con otras familias que también buscan una relación saludable con los más pequeños.

Las edades de los niños estarán comprendidas entre los 3 y los 11 años, y estos encuentros se harán una vez al mes, en fin de semana, para facilitar la disponibilidad de los adultos.


Yoga para niños

Las clases de yoga para niños van dirigidas a niños entre los 4 y los 11 años. Con estas clases los niños aprenderán a respirar, a relajar,  su cuerpo, a concentrar su mente y a estirarse de una forma distinta, a través de posturas de yoga adaptadas a los más pequeños.

También se harán juegos y técnicas con las que aprenderán a manejar y canalizar mejor sus emociones y a ser conscientes de su propio cuerpo. Además aprenderán a compartir y a relacionarse con otros niños de una forma sana y divertida.

Cada día nos encontramos con más casos de estrés y ansiedad infantil, y estas clases pueden ayudarles a superar esos momentos difíciles que muchas veces no saben cómo afrontar.


Yoga Prenatal

¿Por qué yoga para embarazadas? Las clases de yoga son buenas para todo el mundo, incluso para las embarazadas. Las posturas se adaptan en cada fase del embarazo para que la embarazada pueda seguir beneficiándose de sus efectos.

La estructura de la clase es la misma que las clases de hatha yoga, pero en estas clases las futuras mamás podrán trabajar el suelo pélvico, fortalecer la columna vertebral y preparar el canal del parto. Además, en el caso del yoga para embarazadas, la relajación irá más enfocada a la conexión con la nueva vida que se está gestando, enviando al bebé tranquilidad, paz y amor.


Pilates

El método Pilates es fundamentalmente un programa de ejercicios basados en el trabajo del centro (zona comprendida entre las caderas y las costillas), en el cual se involucra un trabajo de fuerza y flexibilidad, y todo esto apoyado por una respiración concreta, llamada respiración intercostal. La finalidad última es aprender a movernos en nuestra vida cotidiana y reducir el riesgo de lesiones, trabajando dos pilares fundamentales del movimiento humano: la estabilización y el movimiento. Una zona de nuestro cuerpo se mantiene inmóvil, mientras otra zona conectada se mueve libremente. Absolutamente todos los movimientos de Pilates nacen desde el centro anatómico, es decir, desde el abdomen profundo o transverso abdominal, lo que provoca un mayor control y precisisón en la ejecución de los mismos.

Los principios fundamentales del método son el control de los movimientos, la centralización de los ejercicios en el centro anatómico abdominal más profundo, la precisión y la fluidez de los movimientos que te conducen a una mayor conciencia del cuerpo, y la respiración costal que te permitirá mantener la tensión abdominal necesaria.

Se podrían nombrar múltiples beneficios del método, entre los cuales están la tonificación del cuerpo, la mejora de síntomas de lesiones articulares y de columna, mejora del equilibrio, la corrección postural y alineación del cuerpo, aplanamiento y tono abdominal, aumenta la conciencia corporal y favorece la relajación y liberación de tensiones.